11 de marzo de 2014

EL FALSO PROFETA II

EL FALSO PROFETA II
El Falso profeta hoy
Pot apóstol Dr. Daniel Guerrero


En la entrega anterior comenzamos en lo que sería el tercer capítulo de mi libro el Gran engaño, y estudiamos qué enseña la Biblia y qué se ha estado compartiendo sobre esta segunda bestia, "que sale de la tierra", que luego en el Apocalipsis de Juan es llamada el falso profeta (Ap. 19:20; 18:13-14).

En esta Segunda parte, veremos la manifestación de esta segunda bestia en nuestros días...


¿Qué nación o imperio en la tierra presenta tales características?

Basado en mis investigaciones bíblicas, históricas y la revelación que el Señor me dio sobre la ciudad de New York y los Estados Unidos de América (EUA), he concluido que el falso profeta es esta nación. Mucho de lo que está anunciado sobre esta segunda bestia lo cumple perfectamente esta nación, y es lo que veremos a continuación.

Como señalamos anteriormente esta segunda bestia es la continuación de los imperios europeos representados principalmente por Gran Bretaña, Francia y España. Aunque una nación independiente, ha mantenido sus lazos históricos en lo espiritual, cultural, económico y político con Europa. El engaño con esta nación ha consistido que se ha presentado desde sus inicios como una nación “cristiana”, democrática, defensora de la libertad, la justicia y los derechos humanos. También la iglesia en esta nación ha hecho la mayor contribución a la evangelización mundial, como ninguna otra en toda la tierra. Es una nación que ha gozado de libertad religiosa por más de doscientos años, lo que le ha permitido la total y completa libertad para predicar el Evangelio, tanto en su propio suelo como en otras naciones.

Pero aparte de éstas y muchas otras bondades, los Estados Unidos de América (EUA) es una nación que ha hablado como dragón, y ha dado muestras indubitables del origen de su poder e influencia mundial, y lamentablemente, para decepción de mis amados hermanos y hermanas norteamericanos, dicha fuente no es de Dios, sino satánica. Desde sus comienzos, representantes de poderes políticos, económicos y culturales en EUA han estado ligados a sociedades y organizaciones secretas, tales como la Francmasonería, los Illuminati, Opus Dei, entre otras, que han estado orquestando lenta y silenciosamente su plan de dominio mundial, desde adentro de la nación y de la iglesia misma. Estas sociedades u organizaciones ocultas tienen sus raíces en los países europeos que le dieron nacimiento. Este poder engañoso que viene de la boca del dragón, es lo que le ha permitido a esta bestia pasar desapercibida y cegar el entendimiento aún a importantes líderes de la iglesia cristiana evangélica, que ingenuamente han estado esperando el peligro desde afuera y no han podido ver que el enemigo “está en casa”.

Como bien le fue dicho al apóstol Juan, esta nación no buscaría un dominio mundial para sí misma, sino que colaboraría con el imperio romano existente en Europa. Fue esta nación la que salvó a Europa en sus dos guerras mundiales. Y fue ella misma la que ayudó a sanar la herida mortal, en la cabeza de la primera bestia, por medio de lo que se conoce como el Plan Marshall, que ayudó a reconstruir a Europa desde sus mismas ruinas, desde 1945. Ha sido esta misma nación la que promovió la creación del estado de Israel, con financiamiento proveniente de poderosas familias como los Rothschilds, los Rockefeller, entre otras. Y ella misma es la que ha intermediado en los procesos de paz entre Israel y sus vecinos árabes; y con el tiempo se ha convertido en el más “cercano y seguro” aliado de Israel.

Con la magia del cine y la televisión, EUA le ha dado ojos y voz al imperio como ningún otro imperio en la historia lo ha tenido y lo tendrá. Con su tecnología satelital y de telecomunicación esta nación, junto con sus aliados, puede cubrir toda la tierra, cual águila, bajo su “ojo que todo lo ve” (Ver ilustración del sello de EUA). El poder bélico de EUA es tal, que tiene una base militar prácticamente en cada rincón estratégico del planeta (Ver abajo mapa de las bases militares norteamericanas en el mundo). Pero repito, ella no está destinada para dominar por sí sola. Ella “ejerce toda la autoridad de la primera bestia en presencia de ella, y hace que la tierra y los moderadores de ella adoren a la primera bestia, cuya herida mortal fue sanada” (Ap. 13:12). EUA es el falso profeta que guía a las naciones al establecimiento del Nuevo Orden Mundial, bajo el dominio de la última manifestación del imperio romano, representado por la Unión Europea.


Bases militares de EUA en el mundo
Estados Unidos de América es igualmente la creadora y promotora de su marca comercial, con la cual nadie puede comprar ni vender sin ella: el código de barras (como su propio sello, como su propia bandera). Su marca ya tiene años en circulación y la ha venido promoviendo y desarrollando por medio de su poder engañoso; y cual serpiente, silenciosa y astuta, lentamente va atrapando a sus victimas. Ahora todos nos acostumbramos a ver esta marca en todos los productos, en todo el mundo. Hasta vamos a una tienda cristiana y compramos libros, Biblias, discos con su respectivo código de barras. Pero el día vendrá cuando ya no habrá oportunidad para escoger si la usamos o no; sino que se impondrá su uso. Y aquellos, que se resistan a dejarse colocar la marca del imperio, serán clasificados como antipatrióticos y enemigos del estado, por lo cual serán perseguidos, encarcelados, torturados y matados. Es seguro, que el imperio no hará ese cambio mediante métodos violentos o que parezcan intimidantes. Las fuerzas satánicas detrás del Nuevo Orden Mundial generarán un escenario favorable para una medida tan extrema, la cual será percibida por el público en general y el resto de las naciones, como una legislación positiva, preventiva y beneficiosa para toda la humanidad. La actual guerra contra el terrorismo mundial, una crisis financiera en los principales mercados del mundo o una severa crisis en Medio Oriente que desate una tercera guerra mundial y una debacle económica, entre otros escenarios, bien pueden traer al mundo de rodillas pidiendo por un “salvador” y la necesidad de un gobierno mundial, con una economía y política unificada. El falso profeta estará más que listo para cumplir con su tarea y promocionar el liderazgo de la última versión del imperio romano.

Igualmente de esta nación han salido muchas sectas seudo-cristianas, se estableció oficialmente la iglesia satánica (en California, 1966) y en las últimas décadas ha agarrado impulso el movimiento de la nueva era. Algunas de éstas sectas, en sus principios se dieron a la tarea de presentar sus mensajes proféticos, que el tiempo demostró que eran errados; sin embargo muchos de sus adherentes continuaron en sus filas y en algunos casos han aumentado. Esta es la obra de los tres espíritus en forma de ranas, que salieron de “la boca del dragón, de la boca de la bestia y de la boca del falso profeta” (Ap. 16:13-14), que han salido para engañar a las naciones y prepararlas con sus falsos mensajes proféticos, para la batalla en Armagedón.

Curiosamente, los Estados Unidos de Norteamérica ha sido la cuna de los testigos de Jehová, de los adventistas del séptimo día, de los Mormones y de los Sólo Jesús. Cada una de éstas sectas ha entregado sus mensajes proféticos y todos han sido fallidos. En sus comienzos, muchos de sus mensajes proféticos tenían que ver con la fecha de la venida del Señor y la batalla de Armagedón. Pero son sectas bajo la poderosa influencia de espíritus engañosos, que siguen engañando y buscando más adherentes a sus mensajes mentirosos y anticristos.

También de esta nación es de donde salen los mayores exponentes de las doctrinas engañosas sobre el rapto antes de la gran tribulación, que la iglesia no pasará por la gran tribulación y distorsiones sobre la bestia y el falso profeta. En los últimos años, me he dado a la tarea de leer algunos libros y ver algunos vídeos de algunos famosos maestros norteamericanos que enseñan sobre el posible rol que Estados Unidos juega en los eventos de los últimos días; y ha sido sorprendente ver que ellos concluyen que muchas de las profecías apuntan a esta nación como parte de la segunda bestia, más sin embargo su ciego nacionalismo prevalece más que su fidelidad a las Escrituras, lo que no les permite aceptar la clara y dolorosa verdad. Cabe mencionar que muchos de estos predicadores se identifican con lo que se llama la “derecha norteamericana”, que han apoyado ciega y en muchas ocasiones deliberadamente, las políticas imperiales e invasoras de dicho país contra otras naciones. Éste y otros casos evidencian la ceguera espiritual y cultural que la iglesia norteamericana adolece, que la incapacita ver al enemigo “dentro de la casa”. Aunque también habría que preguntarse ¿cuántos de estos predicadores pertenecen o le hacen servicio a la Francmasonería u otra sociedad oculta? Para muchos creyentes la iglesia norteamericana aunque cree en la separación entre el estado y la iglesia, en su conducta, adherencia y práctica política no hay tal cosa. Para algunos, lamentablemente, hablar de la nación de Estados Unidos es hablar de la iglesia misma. Ellos aunque ven claramente cómo el país se está derrumbando en la inmoralidad, la violencia, el sexo, el divorcio, satanismo y el materialismo, siguen pensando que tienen un país “cristiano”. Pero ese no es el acercamiento de este servidor, y por lo que entiendo tampoco es la del Señor. Una cosa es la nación de los Estados Unidos de Norteamérica y otra muy diferente es la Iglesia de Jesucristo en esa nación. El Señor viene a salvar a Su pueblo que se encuentra en ese país; pero viene a juzgar a aquellos que se apegan a las políticas engañosas y destructivas de esta nación, a aquellos “cristianos” norteamericanos que aceptarán orgullosamente la marca del imperio, en alguna parte de sus cuerpos, y cuando se percaten de su error ya será demasiado tarde…

Para culminar, veamos tres contundentes evidencias históricas del inicio ocultista y satánico de esta nación. La primera es el sello de los Estados Unidos de América y veamos como desde su creación este país fue diseñado por fuerzas ocultas de las tinieblas, para que a su tiempo cumpliera el rol, para el cual fue diseñada y creada. No voy a sumergirme en los detalles, esa tarea se la dejo a otras personas o estudiosos (cristianos y no cristianos). Pero hay evidencia para concluir en lo peor de lo peor. Veamos el billete de un Dólar y analicemos su contenido simbólico masónico y ocultista.



En la Tercera parte de este tema analizaremos cada una de estas tres contundentes evidencias del inicio e influencia ocultista y satánica en la nación que hoy conocemos como los Estados Unidos de América.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
El Falso profeta I

0 comentarios:

Publicar un comentario

Apreciaría muchísimo tus comentarios y saber cómo este Blog ha bendecido tu vida y ministerio. Por favor, deja tus comentarios aquí: